El Gobierno dice que el acuerdo de intercambio de presos en Yemen es un importante paso adelante

Archivo
Archivo – Daños materiales tras un bombardeo de la coalición que lidera Arabia Saudí contra la capital de Yemen, Saná – Hani Al-Ansi/dpa

El Gobierno de Estados Unidos ha destacado que el acuerdo entre las partes en conflicto en Yemen para el intercambio de cerca de 900 detenidos supone ’’un importante paso adelante’’ y ha vuelto a respaldar los esfuerzos para ’’una solución duradera’’ a la guerra.

’’Estados Unidos aplaude el gran acuerdo, facilitado por Naciones Unidas y el Comité Internacional de la Cruz Roja (CICR) para la liberación de 887 detenidos en el conflicto en Yemen’’, ha manifestado el viceportavoz del Departamento de Estado estadounidense, Vedant Patel.

’’Este acuerdo es un importante paso adelante que refuerza el impulso de la tregua mediada por la ONU y el periodo de desescalada, que ha durado cerca de un año’’, ha dicho, antes de incidir en que ’’Estados Unidos mantiene su compromiso inamovible con lograr avances para una solución duradera al conflicto’’.

El principal negociador del Gobierno yemení reconocido internacionalmente, Majed Fadael, dijo que 880 personas se beneficiarán de este acuerdo, dentro del cual ha incluido a cuatro periodistas condenados a muerte y a altos cargos como un exministro de Defensa, así como a los hijos de un destacado asesor presidencial.

Por su parte, un portavoz de los huthis, Abdulqadir al Mortada especificó que el pacto permitirá a los rebeldes recuperar a 706 presos a cambio de entregar 181, al tiempo que dijo que el canje se efectuará en unas tres semanas y dará pie a otra ronda de negociaciones una vez haya pasado el mes sagrado del Ramadán.

La guerra en Yemen enfrenta al Gobierno reconocido internacionalmente, ahora representado por el Consejo Presidencial de Liderazgo y apoyado por la coalición internacional encabezada por Arabia Saudí, y a los huthis, respaldados por Irán. Los huthis controlan la capital, Saná, y zonas del norte y el oeste del país.

El reciente acuerdo entre Arabia Saudí e Irán para la normalización de sus relaciones bilaterales, rotas en 2016, ha dado un espaldarazo a los esfuerzos internacionales para resolver el conflicto e incluso han surgido informaciones en medios sobre la posibilidad de que Teherán haya acordado dejar de dar armas a los huthis.

Fuente: (EUROPA PRESS)